Viernes 24 de Octubre de 2014

Horror en Mar del Plata: hallan a una mujer asesinada en un descampado

     

1RA ACTUALIZACION. El cuerpo fue descubierto ayer a la tarde. Estaba atada de pies y manos y cubierta con bolsas. Presentaba signos de haber sido golpeada, violada y estrangulada. Hay un detenido, cuya casa fue incendiada por vecinos de la víctima que quisieron hacer justicia por mano propia.

Foto: La Noticia1.

02/09/2013 : 07:10 : Una joven de 23 años fue hallada asesinada, atada de pies y manos y cubierta con un nailon en un descampado de la ciudad de Mar del Plata y por el crimen detuvieron a un vecino de la víctima, informaron hoy fuentes policiales.
   
Se trata de Patricia Silvina Ardiles (23), quien presentaba signos de asfixia por compresión y de haber sido abusada sexualmente.
   
Por su parte, el acusado fue identificado por la Policía como Ariel Ozán (29), quien había trabajado junto a la víctima, con la que también concurría a la iglesia.
   
Fuentes policiales informaron a Télam que el crimen fue descubierto ayer, alrededor de las 15.30, en un descampado de 24 manzanas delimitado por las calles 200, 212, Alvarado y Alberti, al oeste de Mar del Plata, donde dos jóvenes hallaron el cuerpo de una mujer atada de pies y manos y cubierta con bolsas de nailon.
   
Los testigos alertaron a la Policía, por lo que efectivos de la comisaría 12da. se presentaron en el lugar junto a la fiscal de Instrucción María Isabel Sánchez, de turno en el Departamento Judicial Mar del Plata.
   
De acuerdo a los primeros peritajes médicos, la víctima presentaba signos de haber sido golpeada, abusada sexualmente y estrangulada, y se hallaba sin pantalones ni ropa interior.
   
En base a la rigidez cadavérica y temperatura corporal, los peritos estimaron que la muerte databa de entre seis y ocho horas anteriores al hallazgo, dijeron los informantes.
   
El cuerpo fue reconocido poco después en la Morgue Judicial marplatense por el hermano de Ardiles luego de que la madre de ésta denunció que su hija había salido de su casa, ubicada en calle 228 y Garay, a las 20 del viernes y no la vio regresar.
   
De acuerdo a los que reconstruyeron los pesquisa en base a distintos testimonios, la víctima salió de su domicilio con destino a una iglesia evangélica del centro la ciudad y había acordado encontrarse con Ozán en la esquina de la casa de éste, ubicada en el mismo barrio Jorge Newbery.
   
Las fuentes señalaron que Ardiles y el ahora sospechoso habían trabajado juntos en una cooperativa de la Sociedad de Fomento del mencionado barrio.
   
Mientras que apenas los vecinos de la víctima se enteraron de su asesinato apuntaron directamente contra Ozán, por lo que se trasladaron hasta su vivienda, en Castelli al 9000, donde el sospechoso convive con su actual pareja, con quien tiene un bebe de meses.
   
"Al parecer, él (por el acusado) no se llevaba bien con su pareja", indicó una fuente de la pesquisa que agregó que aun no está confirmado si el sospechoso tiene antecedentes penales.
   
Los manifestantes quisieron hacer justicia por mano propia e intentaron incendiar la vivienda de Ozán, por lo que se generaron incidentes en los que el suegro de Ozán recibió un balazo en una pierna.
   
Los voceros señalaron que ante esta situación debió intervenir el personal policial de Infantería, con el apoyo de Bomberos, que rescataron al suegro y a las otras tres mujeres que se hallaban dentro de la casa: la pareja de Ozán, su bebe y su madre.
   
Sin embargo, en el lugar no se encontró al principal sospechoso que comenzó a ser buscado por los pesquisas de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) marplatense.
   
Esta mañana, luego de que la fiscal Sánchez reunió pruebas suficientes para pedir la aprehensión de Ozán, éste fue apresado en la casa de un vecino, donde se ocultaba debajo de unos cartones en los fondos de la propiedad.
   
La fiscal Sánchez ya pidió a la Justicia de Garantías la detención formal de Ozán, quien quedó alojado en la Unidad Penal 44 y mañana será indagado por el crimen de Ardiles.
   
Por otro lado, el pesquisa consultado precisó á Télam que la principal hipótesis apunta que la joven no fue asesinada en el lugar del hallazgo del cadáver pero tampoco muy lejos de allí.
   
Es que en ese sitio se encontraron huellas de neumáticos y de arrastre, al tiempo que los peritos detectaron signos en el cuerpo que indican un traslado del mismo.
   
Y si bien los pesquisas no descartan que en la maniobra haya intervenido más de una persona, sospechan que pudo haber existido un sólo autor ya que la víctima era de contextura pequeña y delgada, a tal punto que en un principio, cuando el cadáver no había sido identificado creyeron que era una chica de unos 15 años.


Para divisar correctamente este aviso, su conexión debe permitir accesos remotos provenientes de Google.