Un detenido y dos autos secuestrados en la causa por el rescate y fuga de un preso en La Plata

242

Un sospechoso fue detenido y dos autos secuestrados en el marco de la investigación de la fuga de un peligroso delincuente que ayer fue rescatado a los tiros por una banda criminal cuando era trasladado desde un juzgado de la ciudad de La Plata hacia una unidad penal bonaerense, informaron hoy fuentes de la investigación.

Se trata de Hernán Octavio Orellana (31), quien fue apresado anoche en un allanamiento en un domicilio de la localidad bonaerense de San Francisco Solano, donde se secuestró uno de los autos empleados por la organización que, tras disparar al menos 30 tiros, liberó al preso Ismael Bahiano Bobadilla Romero (25) en Tolosa.

Sobre Orellana pesaba además un pedido de captura por un robo cometido en el Banco Provincia de La Plata, añadieron las fuentes, quienes dijeron que si bien aún es materia de investigación cuál fue el papel que tuvo en la fuga del preso, una de las hipótesis es que manejaba uno de los rodados involucrados en el rescate en el que fueron heridos a golpes dos guardias del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) fueron heridos.

Ese hecho ocurrió ayer por la mañana en la puerta del Juzgado de Menores 3 platense, ubicado en la calle 7, entre 524 y 525, una zona transitada de la localidad platense de Tolosa, lindera a la capital de la provincia de Buenos Aires.

Bobadilla había sido trasladado hasta allí a bordo de una unidad del SPB junto a otros presos para comparecer por una causa penal de cuando era menor de edad.

Tras la diligencia, y cuando el detenido era llevado desde el interior de ese edificio hasta la unidad de traslado estacionada en la vía pública, los dos guardias que lo custodiaban fueron abordados por cinco delincuentes armados y con sus rostros cubiertos que se movilizaban en un auto de color rojo.

“El personal penitenciario salió junto al detenido del Juzgado, y ni bien pisaron la vereda apareció el grupo armado y comenzó a disparar a mansalva”, indicó el SPB en el comunicado.

Y agregó: “Los atacantes fuertemente armados y con guantes detonaron al menos 30 tiros que impactaron en un móvil del SPB y en autos estacionados provocando daños”.

De acuerdo a los voceros, los efectivos fueron agredidos a culatazos y los asaltantes lograron rescatar al preso, que fue introducido a otro vehículo, a bordo del cual escaparon.

De acuerdo al SPB, “dos agentes penitenciarios que custodiaban al detenido y ofrecieron resistencia resultaron con heridas diversas” a raíz de esos golpes.

Tras la fuga, los investigadores obtuvieron información de un celular incautado de la celda en la que se encontraba detenido Bobadilla Romero en la Unidad N° 35 de Magdalena, que los condujo hasta uno de los vehículos con el que la banda cometió el ataque.

Se trata de un Volkswagen Up que había sido abandonado en la calle 525 bis, entre 11 y 12, de La Plata, el cual había sido robado y tenía en su incautó una pistola calibre 9 milímetros, balas y documentación apócrifa.

Más tarde, tras el análisis de información criminal y de cámaras de seguridad, los efectivos lograron encontrar a Orellana en una vivienda ubicada en la calle 827, entre 897 y 895, de Solano, y secuestraron otro de los vehículos empleados en el hecho, un Ford Kinetick.

Bobadilla Romero, a quien apodan “el Negro”, estaba preso desde el pasado 2 de julio último, cuando cayó tras un operativo en el que se le secuestró dinero, celulares, documentación, un reloj, alhajas y un vehículo.

Su detención se había efectuado en el marco de una causa en la que se investiga a una organización criminal dedicada a robar bajo la modalidad entradera en La Plata y otras localidades del Gran Buenos Aires.

Bobadilla Romero está vinculado a la banda que fue desbaratada este fin de semana en la megatoma de Los Hornos, tras una investigación en torno a los golpes en los que habrían estado involucrados, añadieron los voceros.

En esa oportunidad, agentes de la Superintendencia de Investigaciones de Delitos Complejos encabezaron seis allanamientos en La Plata, Berisso y Ensenada (cuatro en la megatoma de Los Hornos) para desarticular a la banda delictiva que acechaba a vecinos de la región.

De acuerdo a las fuentes, el lote donde se llevó a cabo uno de los allanamientos está ubicado en la zona la calle 77, entre 142 y 143, dentro de la megatoma, que funcionaba como escondite de autos y pertenencias sustraídas en diferentes hechos delictivos.