Indagan al segundo detenido por el crimen del colectivero en Virrey del Pino

297

El segundo detenido en la causa por el crimen del colectivero Daniel Barrientos durante asalto arriba de un interno de la línea 620 que se trasladaba por la localidad bonaerense de Virrey del Pino, partido de La Matanza, será indagado esta tarde por el fiscal de la causa, quien analiza elementos probatorios para resolver la situación del primer apresado, informaron hoy fuentes judiciales.

Se trata de Gabriel Alejandro Barone (24), quien será indagado por el fiscal Gastón Duplaa, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Homicidios de La Matanza, por el delito de “homicidio agravado criminis causa y por el uso de arma de fuego, en concurso real con robo agravado por el uso de arma de fuego”.

Barone fue detenido ayer por la tarde tras un allanamiento realizado en una vivienda ubicada en Ascasubi y Valentín Gómez, de Gregorio de Laferrere.

Las fuentes judiciales indicaron a Télam que la sospecha de los investigadores es que este hombre participó de manera directa en el crimen del colectivero.

Barone es familiar del primer detenido en la causa, identificado como Alex Gabriel Barone (19), quien ya fue indagado por el fiscal Duplaa y se declaró inocente.

Voceros judiciales dijeron que el primer detenido por el caso, quien tiene antecedentes por robo agravado en 2019, fue atrapado el lunes poco después del crimen y quedó vinculado a la causa por los dichos de uno de los testigos que viajaban en el colectivo, que lo identificó en una rueda de reconocimiento.

El fiscal Duplaa continúa analizando elementos probatorios, recabando testimonios y analizando cámaras de seguridad para resolver su situación procesal.

Es que familiares señalaron a la prensa que el joven dormía en su viviendaal momento del hecho.

Por otra parte, el abogado de la familia del chofer, Alfonso Franze, negó que el crimen haya tenido connotaciones políticas y aseguró que fue una situación cotidiana de “inseguridad”.

“No fue un hecho político (…), no tiene una circunstancia rara. Esto es lo que sucede todos los días en La Matanza. Hay una cuestión de inseguridad de la que somos víctimas diariamente. Nuestros barrios están al desamparo. Esto ocurre todos los días en distintas circunstancias. Se trató de un hecho criminal y tiene que ir en ese sentido la investigación”, dijo Franze en declaraciones que realizó a la prensa desde la puerta de la fiscalía de La Matanza, que coincidieron con las brindadas poco antes por la hija de la víctima, Daniela Barrientos.

En ese sentido, el representante legal de la familia Barrientos remarcó que no consta en la causa la existencia de otros delincuentes en un auto de apoyo y reiteró que el hecho “no tiene una circunstancia rara”, tal como lo sugirió el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, al calificar como “llamativo” el hecho.

El crimen ocurrió el lunes pasadas las 4.30, cuando dos delincuentes abordaron el colectivo en la parada ubicada en el cruce de Bernardino Escribano y Cullen, del barrio Vernazza.

Bajo amenazas con armas, los ladrones le robaron la mochila con pertenencias a una mujer que iba senada adelante con su hija discapacitada y luego dispararon contra el chofer a pesar de que no ofreció resistencia, quien murió en el lugar.

Luego del crimen, choferes de 86 líneas de colectivos de la zona oeste del conurbano, convocados por la Unión Tranviarios Automotor (UTA), iniciaron una medida de fuerza y realizaron cortes en reclamo de seguridad sobre la ruta 3 y la avenida General Paz, a la altura de Lomas del Mirador.

Fue allí donde el ministro Berni fue agredido por los choferes cuando se acercó para dialogar con ellos e informarles que había un detenido.

El funcionario provincial recibió como respuesta insultos, pedradas y golpes de puño, por lo que debió ser retirado del lugar por personal de Infantería de la Policía de la Ciudad y asistido en el Hospital Churruca por una fractura de cráneo y hundimiento de la órbita ocular.