Fiscal pide que autoridades políticas recuperen “un parque tomado”

1255
Parque Las Heras.

El fiscal federal Federico Delgado pidió el archivo de la investigación preliminar por la supuesta venta de drogas en el Parque Las Heras de la Ciudad de Buenos Aires, pero en su dictamen le dio intervención a las autoridades políticas para que recuperen un espacio público que está virtualmente “tomado por facciones”.

Según fuentes judiciales a Online-911, en la investigación “no se ha podido verificar la existencia de delitos o extremos que conduzcan a la realización de nuevas medidas de prueba”, pese a las medidas de prueba que se llevaron a cabo.

Según las actuaciones sumariales remitidas por la Comisaría 53ª de la Policía Federal en el Parque Las Heras “se ha convertido en un terreno utilizado por ciertos grupos de personas para realizar conductas que en nada de condicen con los fines recreativos que como espacio público debería tener”.

En el informe se detalla que “en la mayoría de los casos se trató de arrebatos (de mochilas, teléfonos celulares, entre otros elementos), consumo de material estupefaciente en el interior de la plaza y en una ocasión, se detuvo a un hombre que llevaba consigo diecisiete envoltorios de marihuana”.

Entre los testigos que declararon en la investigación preliminar figura un agente de la comisaría 53ª que está asignado a la vigilancia y custodia del lugar.

[su_document url=”https://www.online-911.com/wp-content/uploads/2015/09/Dictamen-Las-Heras.docx”]

Se trata del sargento Martín Ismael Urgaregui, quien recorre el parque como ciclista de 6 a 12, y en algunas ocasiones también de 12 a 17 horas. Al respecto, mencionó que “muy de vez en cuando lo vigilan también agentes con perros” pero que en general está “solo”.

Según indicó los vecinos le comentan que “en horarios nocturnos ingresan al parque motociclistas que podrían estar vinculados con el comercio de drogas”. Sobre el punto, es necesario destacar que, según los propios dichos del sargento, “no existe personal policial asignado a la vigilancia del parque durante la noche”.

Asimismo, señaló que hasta hace un tiempo, además de él, lo recorrían tres ciclistas y un patrullero, pero que los mismos fueron desafectados del lugar este año.

Finalmente, señaló que “se enteró por dichos de vecinos que los autores de los robos a los alumnos de los colegios serían personas que simulan ser vendedores de medias y aprovechan el momento para acercarse a las víctimas y sustraerles sus pertenencias, en razón de lo cual, como se explicó, les pide que se retiren del parque”.

También declaró en la fiscalía el Guardián de la Plaza, Pablo Guillermo Rosenthal, quien recorre el parque diariamente de 13 a 20 horas, por la cual lo pasan diariamente aproximadamente cuatro mil chicos.

Al igual que el policía afirmó que “se cometen delitos en el parque, la mayoría de ellos entre las 13 y 14 horas por un grupo de vendedores ambulantes que se acercan a la gente con el pretexto de vender productos y aprovechan el momento para robar”. En este sentido, indicó que “las víctimas de los robos suelen ser en la mayoría de los casos personas mayores, discapacitados y menores de edad”.

También contó que se ve “un constante consumo de drogas en el parque”, actividad que realizan en presencia del público y en los horarios en que los chicos salen de los colegios.

En la causa prestaron declaración las autoridades de los colegios ubicados en el parque Las Heras como así también personal de la escuela de Fútbol Claudio Marangoni y de los agentes del Programa “Senderos Seguros” dependiente del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

La Rectora de la Escuela Normal Superior en Lenguas Vivas contó que se les prohibió a los alumnos acercarse a una pared que linda con el parque toda vez que desde allí se reunían grupos de personas que solían arrojarles piedras y botellas a los  chicos, así como también les pasaban botellas de licor y preservativos.

[su_youtube_advanced url=”https://www.youtube.com/watch?v=nh58iduCQH8″]

Contrariamente a lo declarado por el sargento Urdaregui, el comisario señaló que el parque Las Heras es custodiado por un agente en cuatriciclo, dos en moto, otros con perros y también personal de la brigada lo recorre en horarios nocturnos. Asimismo, hizo saber que la mayoría del personal de la comisaría se encuentra afectado a consignas judiciales, custodia de funcionarios públicos, y objetivos judíos, con una variación de entre tres y cinco agentes afectados a cada consigna las 24 horas del día.

Por su parte, manifestó que durante el presente año se registraron diecisiete (17) procedimientos por consumo de drogas prohibidas en el interior del parque, sin perjuicio de lo cual afirmó que la venta de material estupefaciente “no es una problemática de la comisaría”.

Sin embargo, las fuerzas de seguridad a las que se le dio intervención para que realizaran tareas de campo en la plaza tendientes a corroborar los extremos puestos en conocimiento por los testigos que declararon en la fiscalía, llamativamente, no detectaron comportamiento ilícito alguno durante el tiempo que permanecieron allí.

Solamente informaron a la fiscalía que en el parque efectivamente se reúnen grupos de personas a consumir bebidas alcohólicas y a fumar cigarrillos de marihuana”, pero que los mismos “no realizan actividades que pudieran llegar a considerarse delito y/o alteración al orden público”.