Fueron sobreseídos dos policías que habían sido apartados durante gestión de Vidal

188
Dos policías de La Plata que habían sido desafectados de la fuerza por María Eugenia Vidal, tras una denuncia por la aparición de un cartucho de escopeta sin percutir en el garaje de la casa que la exgobernadora ocupaba en la localidad de Castelar, fueron sobreseídos por la justicia.

Se trata de Ismael Alejandro Naiouf y Jorge Hernán Mejías, quienes habían sido apartados, según el expediente al que tuvo acceso Télam, por el hecho ocurrido el 22 de agosto de 2016.

Ese día, aproximadamente entre las 19.30 y las 20.30, autores no identificados y actualmente prófugos, arrojaron a través de la reja de la vivienda y hacia la cochera semicubierta un cartucho calibre 16 marca Orbea, tras lo cual se dieron a la fuga.

Ante la justicia, los policías declararon que se alejaron durante una hora de la custodia de la casa, porque debían ir a la seccional de Castelar Norte para retirar un vale que les permitiera cargarle combustible al patrullero en el que se movilizaban.

La afirmación de los efectivos quedó plasmada en la causa penal abierta en el Departamento Judicial de Morón donde ambos fueron procesados por “intimidación pública e incumplimiento de los deberes de funcionario público, ambos en concurso real entre sí, previstos y reprimidos por los arts. 55, 211 y 249 del Código Penal».

Luego de las investigaciones pertinentes y ante la falta de evidencias que involucraran a los policías, el juez de Garantías, Gustavo Roble, resolvió el sobreseimiento de Meías y Naoiouf, quienes ahora iniciaron un expediente para retornar a la fuerza policial.