Bullrich recibió a once efectivos restituidos tras ser sobreseídos por la Justicia

817

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, recibió a once efectivos de la Policía Federal y la Gendarmería que fueron restituidos luego de haber sido sobreseídos o absueltos de procesos judiciales.

Los efectivos ingresaron al “Programa Restituir”, que tiene como objeto restablecer la carrera, remuneración y reputación del personal que haya estado en servicio pasivo en virtud de un proceso judicial vinculado a su actividad policial.

Del encuentro participaron, además de Bullrich, los jefes de la Policía Federal Argentina, Néstor Roncaglia, y de la Gendarmería Nacional, Gerardo Otero, según un comunicado del Ministerio de Seguridad.

Bullrich explicó que con este acto se buscar “revertir una cuestión de fondo: el hecho de que un funcionario policial sea acusado cuando lo que hizo fue haber cumplido con su deber”. Y agregó: “En el transcurso de las causas, muchos padecen una disminución en las posibilidades de sus carreras, como ascensos”.

Los restituidos son diez miembros de la Policía Federal y un integrante de la Gendarmería Nacional que se vieron implicados en distintos casos entre 2000 y 2017.

El “Programa Restituir -cuya puesta en marcha fue oficializada hoy en el Boletín Oficial- bajo la órbita de la dirección de Prevención de la Corrupción y Ejecución de Pruebas de Integridad, apoyará al personal que resultó sobreseído o absuelto en su proceso de reinserción al servicio activo.

La decisión, enmarcada en la resolución 1015/2018, se puso en marcha luego de que el 3 de diciembre último entró en vigencia un nuevo reglamento para la utilización de armas letales destinado a las fuerzas federales de seguridad.

Bullrich explicó que “en este programa hemos trabajado con eje en tres elementos: en el orden de la ética, buscamos devolverle el buen nombre y honor a los efectivos sobreseídos; recompensar a aquellos que perdieron efectos materiales; y devolver las oportunidades que no se pudieron aprovechar por haber estado procesados”.

Por su parte, el director de Prevención de la Corrupción y Ejecución de Pruebas de Integridad, Damián Arabia, explicó que el objetivo es “recomponer las situaciones injustas que cada uno pudo haber atravesado. La cuestión salarial es inmediatamente afectada en estos procesos y es importante que nadie se quede en el camino y se vea afectado en su carrera”, concluyó.

Las restituciones se decidieron luego de un informe fundado de la máxima autoridad de la fuerza federal involucrada y el dictamen de las áreas jurídicas competentes.

A través de un comunicado el Ministerio de Seguridad brindó detalles sobre los once casos de los uniformados restituidos.