Le pegó una patada a un rival en un partido de fútbol y ahora está preso

1067

Un jugador de una liga amateur de La Plata que le pegó una patada en la cabeza a un rival en un partido del torneo local fue detenido por la Policía, acusado por el delito de «lesiones graves», según informaron fuentes policiales.

El video del tremendo ataque circula por internet (como otros episodios parecidos) y el agresor fue inmediatamente expulsado de la Liga (como ya ha ocurrido otras veces), pero lo que hace que esta historia sea tan particular es que la justicia platense ordenó detener al futbolista.

Se llama Nicolás Germán Segovia, tiene 23 años y la DDI lo arrestó ayer cuando salió de su casa de 523 entre 161 y 162. El fiscal Fernando Cartasegna lo indagó por “lesiones graves”, según informa el diario El Día.

Todo sucedió el 14 de noviembre del año pasado en la cancha de Curuzú Cuatiá, en 411 entre 21 y 22, donde el elenco “portugués” recibió la visita de Romerense, en el choque destacado de la undécima fecha del torneo Clausura de primera división.

El local se imponía por 1-0 con gol de Ezequiel Gutiérrez, en el primer tiempo, cuando el árbitro decidió suspender el encuentro en el minuto 49, después de una infracción que le cometieron al volante de Curuzú Facundo Nazareno Goñi, de 20 años.

Por esa falta fue expulsado el lateral de Romerense, Nicolás Segovia, quien amagó con irse al vestuario, pero enseguida cambió de opinión.

Se dio vuelta, corrió hacia Goñi, que estaba en el piso, y le aplicó una tremenda patada en la cabeza, como puede verse en el video.

[av_video src=’https://www.youtube.com/watch?v=iG_7q9CdZ8g’ format=’16-9′ width=’16’ height=’9′]

Tan fuerte fue el golpe que Goñi quedó inconsciente durante un par de minutos, hasta que lo pudieron reanimar y una ambulancia (que tardó 40 minutos) lo trasladó al hospital de Gonnet.

“Del reconocimiento médico realizado se constataron varias fracturas”, reportaron los investigadores. Con ese informe, testimoniales y la prueba fílmica, el fiscal Cartasegna pidió la detención de Segovia por tentativa de homicidio calificado por alevosía e infracción a la ley del Deporte. El juez Fernando Mateos avaló el planteo, pero encuadró el caso en “lesiones graves”, con los mismos agravantes.

Segovia -que se mostró sorprendido al ver a los policías que lo esperaron en un operativo encubierto para detenerlo- ya fue indagado y se negó a declarar.