Femicidio en Tigre | Qué reveló la operación de autopsia al cuerpo de Magalí Gómez

99

La operación de autopsia al cuerpo de Magalí Gómez (27) reveló que murió por «estrangulamiento manual» y que fue atacada entre las 2 de la madrugada y las 7 de la mañana del lunes pasado.

El cuerpo de la joven empleada del Parque de la Costa fue encontrado en una zanja de la localidad bonaerense de El Talar, en el partido de Tigre, en el cruce de las calles 25 de Mayo y Las Violetas. La víctima estaba boca abajo, con la ropa de su trabajo en el Parque de la Costa, sin zapatillas ni su teléfono celular y con un bolso y el DNI a su lado.

Por el femicidio, está detenido Agustín Iván Pérez (38), su pareja y padre de su hijo de 4 años, quien esta mañana estaba siendo indagado por el fiscal de la causa, Pablo Menteguiaga, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Violencia de Género de Tigre.

Pérez enfrenta una acusación por “homicidio doblemente agravado por la relación de pareja y por haber sido cometido mediando violencia de género” (femicidio), delito que tiene como única pena la prisión perpetua.

El acusado llegó a la escena llorando y los efectivos de la comisaría 6ta. de Tigre notaron que tenía rasguños en la cara, por lo que fue trasladado a la sede policial y allí se autoincriminó.

Una de las hipótesis que manejan los investigadores es que el faltante de las zapatillas y del teléfono celular de la víctima se debe a que el autor del femicidio pudo haber querido montar una escena de robo para desviar la investigación.

La autopsia al cuerpo de Magalí fue realziada en la morgue de San Fernando. Los médicos forenes le adelantaron al fiscal que la causa de muerte de Gómez fue un “estrangulamiento manual”. Además, en base a distintos signos cadavéricos analizados, los especialistas estimaron entre las 2 y las 7 de la mañana de ayer el cronotodiagnóstico de la data de muerte.

“Esa franja nos lleva a concluir que lo más probable es que la mató en la casa y luego trasladó el cadáver y trató de montar una escena para desviar la investigación y hacernos creer que la habían asesinado en un robo”, reconoció un investigador judicial.

La data de la muerte era clave para el fiscal para tratar de determinar si la escena primaria del crimen fue la vivienda de la pareja en la calle Pensamiento 1700, de El Talar, que fue allanada ayer, o si la mató en el auto cuando la llevaba al trabajo, tal como le confesó Pérez a la policía en una autoincriminación que no tiene validez judicial.

El fiscal cuenta como una de las evidencias que comprometen a Pérez, con un video de una cámara de seguridad de una vivienda ubicada a 50 metros del sitio donde se descartó el cuerpo, en el que se ve pasar el Fiat Siena azul de Gómez a las 6.58 de ayer y que minutos pasadas las 7 regresa por el mismo camino.

La mamá de la víctima, Marta Castillo, calificó al presunto asesino de su hija como “manipulador y violento” y señaló que su hija se había “planteado dejar la relación”.

Marta cree que la mató “a las 4 de la madrugada” y después “la vistió con la ropa de trabajo” y descartó el cuerpo.

«Nunca lo aceptamos. El primer año de que estaban en pareja ya le pegaba. Era muy manipulador», contó la mujer a la prensa, al recordar la relación se su hija con el ahora detenido, con quien tuvo una hija que ahora tiene 4 años.

«Nunca pensé que iba a hacer esto. Para mí quiso tener relaciones con ella y se negó, por eso la mató. Le hizo la vida imposible a su ex, pero no sabía que iba a terminar en esto», señaló la madre de la víctima.