El mensaje desgarrador de la mamá de la nena desaparecida: «Es mi hija, me la tiene que devolver»

299

Ya pasaron más de 48 horas de la desaparición de Guadalupe y todo es incertidumbre y temor. Poco es lo que se sabe hasta el momento de lo que pasó con la nena de 5 años que el lunes 14 de junio desapareció mientras jugaba con otros niños en la vereda, en medio de una fiesta de cumpleaños familiar en el barrio 544 Viviendas de la ciudad de San Luis.

La pequeña ingresó en las últimas horas en el sistema federal de «Alerta Sofía», que difunde, de manera inmediata, su imagen e información a través de dispositivos móviles, redes sociales y medios de comunicación masivos. Al mismo tiempo, la Policía de San Luis continuó durante todo el día con los operativos casa por casa en busca de alguna pista.

«Que me la devuelva. Es mi hija, tiene que estar conmigo, me la tiene que devolver: no tiene por qué estar con otra persona. Que me la devuelva sana y con vida», pidió Yamila, la mamá de la nena, en declaraciones al canal TN.

Según informó la policía puntana, desde que comenzaron a buscarla, ya se realizaron más de cien allanamientos en distintos puntos de la ciudad. Con nieve y temperaturas bajo cero, más de 400 efectivos, algunos de ellos de la Montada, rastrillaron once barrios de la zona sur, aunque no obtuvieron pistas que orienten la investigación.

“Si yo supiera quién se llevó a mi hija, no estaría cruzada de brazos esperando que aparezca. Si yo supiera, la iría a buscar y me la traería a mi casa, a estar conmigo, no esperando la noche a ver si aparece”, señaló, angustiada, la mamá de la nena.

Por su parte, el jefe de Relaciones Policiales de la provincia de San Luis, Lucas Chacón, prefirió mantener reserva sobre las medidas judiciales, aunque afirmó que no descartan “ninguna hipótesis”.

Guadalupe fue vista por última vez a las 20 horas en la manzana H del barrio 544 Viviendas, en el sur de la Ciudad de San Luis. Según fuentes policiales, estaba en la vereda junto a otros niños cuando supuestamente apareció una mujer y se la llevó.

«Tomábamos chocolate adentro y ellas quisieron salir a la calle. Mi mamá salió a ponerle una campera (a Guadalupe) porque estaba frío. Mi sobrinita más chica, que tiene 3 años, entró y dijo ‘la Guada no está’, y mi mamá salió ahí nomás, pero todos pensando que estaba escondida», explicó la dueña de casa, en declaraciones a Lafinur FM Radio.

De acuerdo a los voceros, la nena fue al cumpleaños de su tía junto su abuela. Desde el entorno familiar todos coincidieron en señalar que la familia no tenía conflictos ni había recibido amenazas como para sospechar que la desaparición de la niña podría estar vinculada con una cuestión personal, una venganza o un ajuste de cuentas.

La pequeña vive en el Barrio 208 Viviendas y su papá en el barrio San Luis XXIII, ambos cercanos al lugar donde Guadalupe fue vista por última vez. «Sabe dónde vive su papá, pero jamás ha buscado irse sola. Cuando mi hija avisó que no estaba, mi suegra salió a buscarla y fueron en una camioneta hasta lo del padre», agregó la tía de la nena.

De inmediato, la Policía montó un fuerte operativo en la zona para ubicar a la menor, pero hasta el momento no obtuvieron indicios de su paradero.

«En todo el territorio provincial se realizan operativos vehiculares y de identificación de personas e intensificaron los controles en los puestos limítrofes de la provincia», informaron voceros del Ministerio de Seguridad de San Luis.

De acuerdo a las fuentes, los operativos de búsqueda están siendo comandado por el jefe de Policía, comisario general José Darío Neira, y el subjefe de la institución, comisario general, Juan Claudio Latini, acompañados por integrantes de la Plana Mayor policial.