Taxista tuvo un ataque de furia: golpeó a un automovilista en Constitución

168

Otro taxista tuvo un día de furia y atacó a un automovilista en el barrio porteño de Constitución. La agresión fue filmada por la mujer del agredido y  enseguida el video se hizo viral.

Este nuevo episodio ocurrió el viernes pasado a la mañana en la esquina de Juan de Garay y Lima.

“Todo empezó en la puerta de un supermercado, alrededor de las 16. En la esquina, el taxista frenó de golpe para hablar de auto a auto con otro conductor. Entonces le toqué la bocina, como queriéndole advertir que había hecho una imprudencia”, detalló Horacio, según contó al canal de noticias TN.

Una vez que el semáforo se puso en verde pasó al taxi, poniéndole punto final al cruce. Sin embargo, lo más grave estaba por suceder. “Cuando lo pasé me golpeó la puerta del lado del acompañante y me empezó a perseguir. Primero me pasó a toda velocidad y tiró su auto adelante del mío, pero lo pude esquivar, hasta que dos cuadras más adelante frené por un semáforo en rojo”, narró.

Fue entonces que empezó el momento de mayor violencia. El taxista se bajó, se acercó a su auto caminando y lo invitó a pelear una y otra vez. Como Horacio no se bajó, el chofer descargó su bronca contra la ventana y la puerta. “Agradezco que tengo el vidrio antivandálico y no pudo tocarme”.

El Volkswagen Gol que manejaba la víctima quedó con las dos puertas abolladas como consecuencia de las patadas y piñas del taxista, que conducía un Chevrolet Corsa Classic.

Además de difundir la filmación que hizo su pareja, con quien viajaba en ese momento, Horacio aseguró que va a “presentar la denuncia” y que se puso en contacto con su seguro por los arreglos del auto.

El caso trasciende luego de que este martes la Justicia porteña ordenara la prisión preventiva para el taxista que atacó a otro automovilista en Villa Urquiza. El fiscal a cargo de la investigación pidió que el acusado permanezca detenido en su casa con una tobillera electrónica a la espera del juicio en su contra.

Se trata de Claudio Rímolo, de 38 años, que llegó acompañado por un abogado al edificio de la Sede Comunal 13, en Nuñez. En su llegada a la fiscalía, el taxista no quiso hablar con los periodistas y esquivó las preguntas con empujones y manotazos.

Por el hecho que protagonizó el viernes pasado a la mañana en la intersección de las calles La Pampa y Combatientes de Malvinas, Rímolo está imputado por los presuntos delitos de lesiones y daños, que tienen una pena máxima de dos años de cárcel.

La defensa del automovilista había pedido que al taxista, que tiene antecedentes penales, se lo impute por tentativa de homicidio y que se lo detenga al advertir que se trata de una persona peligrosa que tuvo “intención de matar”.