Se negó a declarar el acusado por la masacre de Hurlingham

460
Loscalzo

Diego Alberto Loscalzo, el hombre detenido por la masacre ocurrida el domingo último en el partido bonaerense de Hurlingham se negó a declarar esta mañana, tras lo cual la fiscal del caso ordenó que el hombre sea sometido a distintos peritajes médicos y psicológicos, informaron fuentes judiciales.

La fiscal Paula Hondeville explicó que en la indagatoria le imputó a Loscalzo «todos homicidios calificados por distintas cuestiones, más las tentativas de homicidios de las otras personas que sobrevivieron» al ataque.

El detenido fue imputado por el «homicidio calificado por femicidio» de su pareja Romina Maguna (36), los «homicidios calificados por el uso de armas» de Vanesa Gisella Maguna (38), Juana Paiva (55), José Eduardo Maguna (34) y Darío Daniel Díaz (33); y las «tentativas de homicidio calificado por el uso de armas» de Mónica Beatriz Lloret (36), de su hija adolescente y de Cinthia López Gotta.

Además, lo imputaron por la «portación ilegal de arma de guerra y robo agravado».

Respecto a la muerte de Mateo, el bebé de Lloret, la fiscal explicó que aún resta conocer los informes médicos y resultado de la autopsia para establecer si el bebé nació muerto, lo que en principio sería «aborto», o si estuvo con vida cuando lo extrajeron del útero de su madre, lo que constituiría un «homicidio».

«Lo que sucede con el bebé es materia de un estudio posterior. Por ahora, con lo que tenemos, obviamente alcanza como para pedir la detención (de Loscalzo) y continuar con el proceso», indicó Hondeville y agregó que hasta esta tarde sólo había recibido el informe preliminar de la autopsia a José Maguna, quien recibió un solo balazo.