Una revuelta de presos, a pocos días de asumir el nuevo Ministro de Justicia, Gustavo Ferrari, terminó con catorce heridos: siete internos y siete guardias del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), según informaron fuentes policiales a Online-911.

La revuelta comenzó esta tarde cuando se realizaba una requisa en la Unidad Carcelaria Nro 45 Melchor Romero y al menos seis reclusos atacaron a los efectivos con palos.

Las fuentes señalaron que las heridas «son leves y los reclusos fueron trasladados».