Discutió por un incidente de tránsito y recibió un tiro

678
archivo internet

Un automovilista fue baleado en un incidente de tránsito ocurrido en la ciudad de La Plata. Por el caso detuvieron a un ex miembro del Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB), según informaron fuentes policiales.

Oscar Nievas (38) tenía su primer día de vacaciones en 2016. Poco antes de las 20.30 de aquel día, salió de su casa, que da a uno de los perímetros del penal de esa localidad, junto con su hermano: iban a alquilar una película para ver a la noche.

Según publica el diario El Día de La Plata, los dos iban en una moto por la avenida 197, una de las principales en Olmos, cuando, entre 45 y 46, quedaron casi como protagonistas de un accidente. “Estuvieron a punto de chocar con una camioneta que dobló en ‘u’”, empezó contando Rafael, otro hermano de Nievas.

Hubo allí un intercambio de insultos entre los dos conductores, que se extendió unos momentos más cuando “el hombre que manejaba la camioneta aceleró de golpe como para amenazar con que los iba a pisar”, expresó Rafael.

Eso alteró por demás los ánimos y Oscar se bajó de la moto. Según reconstruyeron todas las fuentes, él fue a recriminarle al otro la maniobra. No está claro si en ese interín le golpeó la ventanilla de la camioneta hasta romperla, según dijo un testigo ante la policía.

La versión de Rafael sostuvo que ese vidrio se despedazó cuando el que manejaba ese vehículo más grande le apuntó con una pistola y le disparó, por lo que la bala atravesó la ventana.

En esa zona concurrida de Olmos todos escucharon el estruendo. Primero, el hermano de Nievas, que se acercó a reclamarle por haber disparado. A él también lo habrían amenazado con tirarle.

“Ese segundo hombre creyó que se trataba de un policía y retrocedió unos metros, mientras su hermano yacía tirado en la calle, con un balazo en el hombro izquierdo”, explicaron fuentes judiciales.

Cerca de ahí, los policías que trabajaban en un retén notaron el incidente y fueron a intervenir. Su llegada a tiempo sirvió para capturar en el lugar al acusado.

Ese sujeto es un agente retirado del Servicio Penitenciario identificado oficialmente como Carlos Osella (43), quien quedó detenido y ayer le imputaron el delito de “tentativa de homicidio”. Al herido, por su parte, lo llevaron de urgencia al hospital de Romero.

Por lo que se informó oficialmente, al acusado le secuestraron una pistola calibre 9 milímetros y dos cargadores. “Encima dicen que el permiso para portarla se le había vencido hace muchos años”, expresó Rafael.

Oscar trabaja como personal de Seguridad Privada en un consulado en el centro, según comentó su hermano, y estaba en las primeras horas de su descanso: “Ese día empezó las vacaciones y terminó en un hospital”.

Los especialistas le diagnosticaron una fractura en la clavícula.

Ayer a la tarde, el fiscal Marcelo Romero indagó al acusado, quien accedió a declarar. Según fuentes judiciales, argumentó que disparó porque “se sintió intimidado y creyó que iban a robarle”. Seguirá detenido por ahora.