Confirman el procesamiento del juez Bernardi por abuso de menores

770

El Superior Tribunal de Justicia de Río Negro confirmó hoy el procesamiento del juez de cámara Juan Bernardi, acusado por presunta corrupción de menores, en una causa donde también están involucrados otros seis hombres como parte de la llamada ‘banda de los viejos’ que habría obtenido favores sexuales de un grupo de adolescentes a cambio de regalos y dinero.

La resolución del máximo órgano judicial rechazó el recurso de casación planteado por los abogados de Bernardi y de Julio Antueque, cuidador de la casa quinta del magistrado en donde se habrían producido los abusos.

Se convalidó así lo resuelto oportunamente por la sala B de la Cámara Criminal de Viedma, que el primero de julio de este año también confirmó los procesamientos contra ambos imputados y rechazó el planteo de nulidad hecho por la defensa.

El juez está suspendido en sus funciones y en libertad, a la espera de que el Consejo de la Magistratura analice el caso y disponga un eventual juicio político; en tanto su empleado se encuentra detenido desde el pasado 28 de marzo.

Las investigaciones por este caso, de gran repercusión social en Viedma, están a cargo de los jueces Fabio Igoldi y Carlos Mussi, en dos expedientes que corren por separado pero reconocen puntos en común.

En el marco de estas causas, además del juez suspendido y su casero, hay seis hombres procesados y bajo prisión preventiva, por los presuntos delitos de corrupción de menores y facilitación de la prostitución, uno de ellos un conocido abogado del foro viedmense.

En la misma situación, bajo proceso y detenida, se encuentra una mujer que habría sido quien combinaba los encuentros entre los hombres y las menores de edad.

Las jóvenes, en algunos casos, salían furtivamente del Centro de Atención Integral del Niño y el Adolescente (CAINA), dependiente del ministerio de Desarrollo Social de la provincia.

El ex titular de esa cartera y legislador electo del oficialismo rinegrino, Daniel Arroyo, renunció en el marco del escándalo y fue procesado por desobediencia a la justicia por la demora en remitir información sobre el funcionamiento de ese organismo.