Cayó «Marcela», la dealer de la Villa 31 que utilizaba a sus hijos con discapacidad para vender droga

251

La Policía de la Ciudad desarticuló una banda que comercializaba pasta base y cocaína en el Barrio 31 de Retiro y que tenía como líder a una mujer de 46 años que utilizaba a sus hijos con discapacidad para ofrecer los estupefacientes.

En el procedimiento, luego de una investigación de tres meses, se detuvo a cuatro personas, entre ellas la líder de la organización, conocida como «Marcela», quien fue condenada por la Justicia a tres años de prisión en suspenso.

Tras el requerimiento de la Unidad Fiscal Especializada en la Investigación de Delitos Vinculados a Estupefacientes, a cargo de la doctora Cecilia Amil Martín, personal de la División Investigaciones Antidrogas Área Norte de la Policía de la Ciudad inició las tareas para verificar que una mujer se dedicaba a la venta de pasta base y cocaína en el Barrio 31.

Del operativo participaron también el grupo especial DOUC, la División Perros y Traslado de Detenidos.

Durante la investigación, los oficiales observaron que una de las casas de la Manzana 26 tenía colocadas en la fachada dos cámaras de video vigilancia que apuntaban a ambos laterales, lo que llamó la atención, ya que la calle es muy angosta, el tránsito vehicular es casi nulo y por la misma no pasan demasiados peatones.

Los efectivos realizaron vigilancias esporádicas y observaron en ese domicilio algunas conductas compatibles con la venta de estupefacientes por parte de una mujer y de un hombre con discapacidad.

Ante la imposibilidad de obtener pruebas con los métodos convencionales, se solicitó a la División Análisis de Riesgos y Protección para que instalen cámaras ocultas.

De esta manera, se logró comprobar que la mujer («Marcela») llevaba a cabo la actividad delictiva junto al hombre con discapacidad y otros sujetos más.

Gracias a las filmaciones, se determinó que la dealer concurría asiduamente a los domicilios identificados y desde ellos, tanto ella como otra mujer, comercializaban estupefacientes. Las cámaras también mostraron varios hombres que hacían la operación de «pasamanos» de pequeños objetos.

Estos hombres eran los hijos de «Marcela», de 29 y 27 años, los cuales padecen una discapacidad mental.

Con toda la información recabada, la Unidad Fiscal Especializada en la Investigación de Delitos Vinculados con Estupefacientes de la doctora Cecilia Amil Martín, ordenó cuatro allanamientos simultáneos en los domicilios involucrados.

En consecuencia, los oficiales ingresaron en las viviendas y secuestraron un DVD, 6 aparatos de telefonía, una tablet, 149.630 pesos en efectivo, una piedra de pasta base, un narco test positivo de cocaína, elementos de corte, tijeras, bolsas de nylon, un Posnet, 200 envoltorios con cocaína, una gorra policial y una tarjeta de débito.

Los efectivos comprobaron los certificados de discapacidad de los dos hijos de «Marcela» y ante esta situación, ambos fueron entregados a su progenitor y le realizaron las correspondientes fotografías para sumar ese agravante a la imputación de su madre.

Además de «Marcela», fueron detenidas dos mujeres más (50 y 27 años) y un hombre (27). La líder de la banda, tras intervención del Juzgado Penal, Contravencional y de Faltas Número 12, a cargo de la doctora Patricia Larocca, fue condenada a tres años de prisión en suspenso.