Asaltan a matrimonio en Villa Luro y son detenidos tras un llamado al 911 de su hija

235

Un matrimonio fue privado de su libertad durante un asalto a su vivienda del barrio porteño de Villa Luro, en el que fueron maniatados y golpeados por tres delincuentes, que minutos después fueron detenidos gracias al llamado al 911 de la hija de las víctimas, informaron hoy fuentes policiales.

El hecho ocurrió anteanoche pasadas las 23.30 en un dúplex ubicado sobre la calle Virgilio al 800, en dicho barrio de la Ciudad de Buenos Aires.

Voceros policiales informaron que todo comenzó cuando una joven llamó al 911 y, casi susurrando, avisó que le estaban “robando” y de inmediato dio la dirección de la casa.

Mientras hablaba con la operadora, los ladrones irrumpieron en el cuarto donde se escondía y, tras esconder el celular debajo de la almohada, le dijo a los ladrones: “llevate lo que quieras, el auto, de verdad”.

Luego avisó que los tres asaltantes abandonaron la vivienda, que estaban armados, habían maniatado a sus padres y a ella, y que se llevaron “plata” y “cosas”.

La Policía acudió de inmediato al lugar y observaron a los delincuentes cuando intentaban escapar, por lo que les dieron la voz de “alto”, informaron fuentes de la fuerza.

A raíz de ello, los asaltantes volvieron a ingresar al dúplex, trabaron las puertas desde su interior y escaparon por los techos de las casas aledañas.

Por este motivo, arribaron a la zona otros móviles de la Policía de la Ciudad, quienes reforzaron la seguridad en la manzana, y tras iniciar un operativo de rastrillaje, dieron con los tres ladrones.

Uno de ellos fue encontrado escondido en una casa sobre la calle Camarones al 5300, mientras que los otros dos ladrones estaban en una vivienda en Moliere al 800.

Tras requisar a los delincuentes, dos de nacionalidad chilena y el restante brasilero, los efectivos secuestraron una mochila, dos teléfonos celulares, dinero en efectivo y un revólver con municiones.

Interviene en la causa el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 4, a cargo de Martín Yadarola, que ordenó la detención y el traslado de los imputados por el delito de “tentativa de robo a mano armada, privación ilegítima de la libertad, lesiones y resistencia a la autoridad”.

En tanto, personal del Sistema de Atención Médica de Emergencias asistió a las víctimas de la entradera, quienes fueron golpeados por los ladrones; mientras que los detenidos también recibieron asistencia médica por irritaciones en la piel producto de caídas de los techos durante el intento de huida.