Un chico de 16 años fue demorado por realizar tres amenazas de bomba en Constitución

755

A partir de la recepción de tres llamados al 911, que acusaban la presencia de una bomba en la estación Constitución, el personal especializado de la Policía Federal Argentina en amenazas públicas desarrolló arduas tareas de inteligencia criminal que permitieron detener al involucrado en la plaza Garay, barrio porteño de Constitución.

Los funcionarios de la División Investigación de Amenazas e Intimidaciones Públicas de la PFA intervinieron el teléfono del abonado investigado y se realizaron numerosas tareas de campo en el domicilio del titular de la línea y posible autor de las amenazas.

Según las fuentes, se ubicó al teléfono celular en la zona de Constitución, en las inmediaciones de la calle Brasil. Una vez en el lugar, los uniformados de la fuerza comandada por Néstor Roncaglia desplegaron un operativo de saturación en toda la zona con el objetivo de rastrillar la totalidad de sectores y dar con el usuario de la línea.

Cerca de las diez de la noche del día de ayer, dentro de la plaza Garay, un efectivo detectó a un ciudadano argentino con similares características a las del investigado que, al llamar al teléfono celular involucrado, éste sacó su teléfono para ver quién se estaba comunicando. Se lo detuvo inmediatamente.

El Juzgado Federal N° 10, a cargo del Dr. Ercolini, dispuso el secuestro del celular, la aprehensión del ciudadano menor de edad, que se hospedó en el Instituto Inchausti para ser trasladado a la Sede del Magistrado en el día de la fecha.