Procesan al jefe de la barra de Platense por el secuestro de la hija de un condenado por narcotráfico

521

El jefe de la barra brava de Platense y otras tres personas fueron procesadas con prisión preventiva por la Justicia Federal al estar acusados de participar del secuestro de una joven de 18 años, hija de un condenado por narcotráfico y que fue liberada en un shopping de la localidad bonaerense de Martínez tras el pago de un rescate de 297.000 pesos, informaron hoy fuentes judiciales.

La medida fue dictada por el juez Luis Rodríguez, del Juzgado en lo Criminal y Correccional Federal 9, ante el pedido de la Fiscalía Federal en lo Criminal y Correccional 2, a cargo de Carlos Rívolo, y de la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos (Ufese).

En su resolución, Rodríguez procesó a Alejandro Acosta, apodado «Viejo Tom», y a otros dos hombres como autores de los delitos de «secuestro extorsivo agravado por haberse cobrado el rescate, por la cantidad de intervinientes y por el uso de armas de fuego», informó el sitio web www.fiscales.gob.ar.

Asimismo, procesó a una mujer por considerarla partícipe necesaria del hecho, ya que «fue quien habría aportado los datos personales, relaciones y vínculos familiares, y movimientos de la víctima».

El delito investigado ocurrió el 29 de abril del año pasado cuando Rocío Jazmín Rosales Pérez llegó a su vivienda ubicada en la calle Recuero al 3300, del barrio porteño de Flores, donde vive con su padre, junto a una amiga de 19 años a bordo de una Ford EcoSport roja.

La joven es hija de Luis Alberto Rosales (47), alias «el Gordo Papa», de nacionalidad boliviana y quien está condenado y detenido desde hace dos años en su casa con una tobillera electrónica por una causa de venta de armas y de drogas.

La chica estaba estacionando cuando tres delincuentes armados, vestidos con ropas oscuras y gorras, descendieron de un Volkswagen Golf color gris plata.

Según las fuentes, los hombres intimidaron a la hija de Rosales y la obligaron a subir a ese vehículo, tras lo cual escapan por calle Recuero y doblaron a la izquierda por José Martí.

El padre de la víctima llamó al 911 y tras relatar lo sucedido al personal de la comisaría 40 de la Policía porteña e intervino el Departamento Antisecuestros de la Policía Federal Argentina (PFA) y el fiscal federal Rívolo.

El hombre recibió durante la madrugada tres llamados extorsivos en los que le exigieron dos millones de pesos y droga a cambio de liberar a su hija.

Sin embargo, los captores aceptaron recibir 297.000 pesos de rescate, que fueron entregados en la zona cercana al shopping Unicenter de Martínez por la madre de la víctima.

Tras permanecer varias horas secuestrada, la joven fue liberada ilesa alrededor de las 5.

La investigación por el secuestro extorsivo fue encabezada por la División Unidad Operativa Central de la PFA, que estableció que varios integrantes de la hinchada del Club Atlético Platense habían participado del hecho.

El 17 de mayo de 2018 fueron detenidos dos de los supuestos autores, Kevin Ariel Torres y Cristopher Miranda Insaurralde, frente a las instalaciones del club de la localidad bonaerense de Vicente López.