Un barrio marcha por el asesinato de un chico de 18 años

570

Los vecinos del barrio El Rocío de la localidad bonaerense de Florencio Varela marcharan hoy en reclamo de justicia y seguridad, luego que un joven de 18 años baleado por delincuentes cuando fue a cargar la SUBE en un kiosco, muriera en las últimas horas tras agonizar durante todo el fin de semana.

El crimen, que conmocionó a todo Florencio Varela, ocurrió en la misma jurisdicción en la que un grupo de vecinos se unió para salir a «cazar» a los ladrones.

El hecho ocurrió este sábado alrededor de las 20:00, cuando Alcides Báez, de 18 años, salió de trabajar y fue a cargar saldo en la SUBE para viajar en colectivo en el quiosco «Uva 24», ubicado en la esquina de Avenida Luján y Pehuajó.

Segundos después ingresaron dos delincuentes que lo sorprendieron por la espalda. Uno de ellos lo sujetó del cuello y comenzó a robarle al comerciante.

En ese momento, Alcides intentó escapar y se trenzó a golpes con un delincuente, instante fatal en el que el cómplice le disparó con un arma de fuego.

La bala le perforó un pulmón y el joven estuvo internado durante todo el fin de semana hasta que este lunes a las 5:00 no resistió una cirugía y murió.

El violento episodio quedó registrado en las cámaras de seguridad del local y rápidamente las imágenes se viralizaron en las redes sociales, desde donde convocaron a realizar este martes una concentración a partir de las 18:00 en la intersección de Avenida Luján y Bragado, para luego marchar hacia la Comisaría 4ª. de Bosques.

Según informaron al Diario Popular allegados a la víctima, la familia de Alcides participará del pedido de justicia por el brutal homicidio, que será acompañado por un fuerte reclamo de seguridad para toda esa zona de Florencio Varela.

Se trata de la misma jurisdicción policial en la que un grupo de vecinos del barrio La Rotonda tomaron una medida drástica contra la inseguridad.

Al constatar, dijeron, que el accionar de la policía es insuficiente, salen ellos mismos a «cazar» a los delincuentes.

Bajo el lema «Ladrón atrapado, ladrón linchado», crearon un grupo en WhatsApp a través del cual se ponen en alerta para salir a la calle ante una situación sospechosa.

Los mismos vecinos confesaron que las veces que atraparon a un malviviente lo golpearon antes de llamar a la Policía.