Un hombre acusado haber cometido al menos once secuestros extorsivos en el sur del conurbano bonaerense fue detenido en las últimas horas por efectivos de la Policía provincial en la localidad de Glew, partido de Almirante Brown, informaron fuentes de la fuerza.

El arresto del sindicado secuestrador, conocido por el apodo de «Chuky», se produjo tras una investigación realizada por la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) del partido de Lomas de Zamora, durante la cual pudo identificarse el domicilio donde vivía.

Según informaron las fuentes a Télam, mientras el personal policial efectuaba tareas de inteligencia, vieron al hombre cuando salía junto a su familia de su casa, ubicada en las calles Sarmiento y Gustavo Adolfo Bécquer, en la mencionada localidad del sur del Gran Buenos Aires.

En ese momento fue sorprendido por los efectivos en la vía pública y, tras detenerlo, ingresaron a la vivienda de la que había salido y allanaron el lugar.

Los voceros indicaron que en ese procedimiento, la Policía secuestró una pistola marca Bersa calibre 9 milímetros que poseía pedido de secuestro desde abril por un robo, junto a varios guantes de látex y de cuero, un handy con frecuencia policial con dos cargadores y dinero en efectivo en moneda nacional y extranjera.

En la causa interviene la Fiscalía Federal 2 de Lomas de Zamora, a cargo de Sergio Néstor Mola, quien ya ordenó las correspondientes pesquisas para profundizar la investigación sobre el detenido.

Entre los once delitos de los que se lo acusa se encuentra el secuestro de Daniel Alejandro Calderón, hijo de un panadero, ocurrido el pasado 5 de febrero en la localidad de Banfield.

De acuerdo al expediente, Calderón fue sorprendido por el ahora detenido mientras guardaba su camioneta en una cochera ubicada frente a su casa y privado de su libertad a bordo de un auto durante tres días, hasta que finalmente fue liberado por personal policial.