Piden $ 39 millones de multa para la banda de “Mameluco”, el narco que quiso ser intendente

860

Los que conocen a fondo el mundo del narcotráfico sostienen sin dudar que lo que más le duele a los capos es perder dinero. Los detenidos se reemplazan, los muertos se lloran. Pero la ganancia es el único objetivo de un negocio al que le han dedicado la vida. Por eso los juicios por lavado de dinero les afectan tanto. Y no es para menos.

Un ejemplo es el de Miguel Angel «Mameluco» Villalba (56), ex capo indiscutido de la droga en el Oeste del Conurbano. Ya en el ocaso de su carrera, «Mameluco» está enfrentando un juicio sobre su patrimonio en el que también están acusados su hermano Luis Alberto (58) y dos testaferros.

Para todos ellos la Unidad de Información Financiera (querellante en el caso) pidió este jueves altas penas de prisión y el pago de una multa de 39 millones de pesos, según publica el diario Clarín.

Durante su alegato ante el Tribunal Oral Federal N° 2 de San Martín los abogados de la UIF solicitaron 10 años de cárcel para los hermanos Villalba y su principal testaferro y apoderado, Julio César Miguel (58). Y 5 para Miguel Aguirre (39) a quien se acusa de comprar al menos un auto con dinero de los Villalba.

Como la idea de los juicios por lavado de dinero es recuperar los activos adquiridos con dinero del narcotráfico, el fuerte del alegato de la querella fueron los pedidos de multa: 12.576.691 pesos para cada hermano Villalba, 13.316.681 pesos para «El Turco» Miguel y 560.000 para Aguirre.

Esto, de concretarse, implicaría el congelamiento de cuentas (de haberlas) o el embargo de todo bien hasta cubrir ese monto.

El juicio seguirá la semana que viene con el alegato fiscal y el de las defensas. Luego del veredicto, «Mameluco» volvería al penal de máxima seguridad de Rawson (Chubut) donde fue alojado por cuestiones de seguridad.

De todas maneras en algún tiempo volverá a Buenos Aires para enfrentar un juicio más grave: haber ordenado el secuestro de Candela Sol Rodríguez (11), quien terminó asesinada en agosto del 2011 en el marco de una venganza narco contra su padre, Juancho Rodríguez, a quien de acuerdo al planteo fiscal «Mameluco» acusaba de haberlo entregado a la Policía Federal.