Cristian Ritondo supervisó el derribo del búnker número 50

    900

    El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Cristian Ritondo, supervisó hoy en la localidad de Gregorio de Laferrere, partido de La Matanza, el derribo del búnker número 50 desde el inicio de la gestión.

    “Derrotar a la droga es sembrar futuro, cada guarida que destruimos es más de vida para nuestros jóvenes, y hoy tenemos medio centenar de negocios de la muerte menos”, recalcó Ritondo en compañía de las Madres contra el Paco.

    La demolición se realizó este mediodía sobre dos edificaciones ubicadas en calle Garmendia entre Avenida Luro y Echeverría, donde una peligrosa organización criminal había montado una cocina de estupefacientes.

    “La lucha contra el paco y el narcotráfico es de todos los días, y lo que sentimos es que cuando se comprometen fuertemente como lo está haciendo la Policía, la Justicia Provincial y Federal tenemos estos logros”, sostuvo el funcionario de la administración de María Eugenia Vidal.

    “Sabemos lo que significa esto para la sociedad y tenemos la decisión de destruir estos lugares de la muerte cuando no pueden ser reciclados ni utilizados para ningún otro funcionamiento” dijo Ritondo, quien destacó el acompañamiento de las Madres contra el Paco y el apoyo de las autoridades judiciales que permitieron desbaratar esta organización.

    Ese búnker era utilizado por una banda que fue desmantelada en las últimas horas tras 25 allanamientos, en los que se detuvo a nueve personas, entre ellas a su cabecilla: un peligroso delincuente que el mes pasado asesinó a otro narco durante una feroz pelea por el territorio para la venta de estupefacientes.

    En esos procedimientos la Policía decomisó más de 10 kilos de cocaína, 2 kilos de marihuana, 199.700 pesos, 6242 dólares, cinco armas, tres vehículos, un uniforme y un chaleco de transporte policial, entre otros elementos de interés para la causa.

    Además se secuestraron varios elementos que los sujetos utilizaban para la manufacturación de la droga: tres barbijos, dos calentadores tipo fuelle, 13 frascos de éter etílico, cuatro botellas de alcohol, un embudo color verde, una olla de acero, dos recipientes medidores de vidrio y una probeta de vidrio.

    También participaron de este acto el juez Federal de Morón, Jorge Rodríguez; la fiscal General de La Matanza, Patricia Ochoa; el titular de la UFI Temática de Estupefacientes, Marcos Borghi y el jefe de la Policía de la Provincia, comisario general Fabián Perroni, entre otras autoridades provinciales y comunales.​